Posición de la CUT frente a los temas laborales en el Plan Nacional de Desarrollo

Fabio Arias miembro del Comité Ejecutivo Nacional de la CUT   ha difundido por diferentes medios la posición  de la Central Unitaria de Trabajadores referente a los temas laborales del Plan Nacional de Desarrollo  en los siguientes términos:

El Plan Nacional de Desarrollo –PND- 2018-2022 “Pacto por Colombia pacto por la equidad” carece de un enfoque de derechos laborales y de promoción del trabajo decente y la justicia social, pues avanza en el desarrollo de formas laborales más precarias que profundizan la desigualdad y las brechas estructurales que afectan al país. Lo anterior se expresa en la ausencia de metas específicas para la creación de nuevos empleos; la promoción de emprendimientos sin garantía de generación de ingresos suficientes, acceso al Sistema General de Seguridad Social Integral –SGSSI-, o consideraciones alrededor de la protección de la salud y seguridad en el trabajo. Y más grave aún, introduce un falso Piso de Protección Social –PPS- especialmente para las y los trabajadores rurales, y trabajadores dependientes o independientes con ingresos “inferiores a un salario mínimo”, que desmonta las garantías mínimas del SGSSI proponiendo que estos accedan a salud subsidiada, Beneficios económicos periódicos (BEPS) y microseguro, en vez de pensión, salud, riesgos laborales y caja de compensación familiar, derechos consagrados en la legislación colombiana y elementos indispensables del trabajo decente.

Así pues, pretende con esta reforma laboral para precarizar aún más las condiciones laborales de los trabajadores, extinguir las obligaciones en materia de seguridad social, contratar por menos del salario mínimo, y acabar con la estabilidad laboral, las convenciones colectivas y la libertad de asociación.
En la misma línea de desmonte de garantías, crea la figura de “jornal” para las y los trabajadores rurales, permitiendo que los empleadores además de exonerarse del pago al SGSSI por efectos del mal llamado piso de protección social, puedan pagar por días, y así seguir perpetuando la pobreza y la desigualdad en el campo, a costa del bienestar de los grandes dueños de plantaciones, y multinacionales que hoy se encargan de explotar a los trabajadores rurales.

La CUT advierte que el contenido del PND 2018-2022, anuncia cambios inconsultos e inconvenientes respecto a la normatividad laboral vigente, tales como la implementación del teletrabajo, trabajo virtual, trabajo temporal o por horas, al tiempo que propone, incentivar la formalidad laboral “mejorando el costo de contratación formal de los trabajadores (…) incluyendo una propuesta de flexibilización de los costos laborales no salariales” (PND 2018, p. 179). De otro lado, se evidencia la intención del Gobierno Nacional de incentivar la formalidad laboral introduciendo “elementos técnicos para una metodología de ajuste gradual del salario mínimo” (PND 2018, p. 179).

Lo anterior implica la introducción de un concepto flexible de formalidad laboral, que materializa las intenciones del Gobierno, teniendo en cuenta que establecer salarios mínimos diferenciados de acuerdo a la conveniencia de los empleadores en cada una de las ciudades y cambiar la fórmula de cálculo del salario mínimo, atenta contra los de…
La ministra de trabajo Dra. Alicia Arango en concordancia con las bases del PND “Pacto por Colombia, Pacto por la Equidad” establece la necesidad de una flexibilidad laboral y para ello propone entre varias modalidades, la del contrato por horas.

“ARTÍCULO 113º:
el empleador se exonera por esta vía de reconocer las incapacidades de enfermedad común, profesional y accidente de trabajo, trasladándosela al trabajador quien mientras esté incurso en ella no devengará remuneración alguna. Allí se incluye las licencias de maternidad y paternidad, los descansos, los permisos y las calamidades domésticas.

Pero no solo se ahorra toda la responsabilidad de la seguridad social, adicionalmente por estar por fuera del actual Código Sustantivo del Trabajo y crear un nuevo tipo de contrato, no se especifican todos los factores salariales de cesantías, prima de servicios, auxilio de transporte, dotación, subsidio familiar, vacaciones, etcétera, cuestiones que en el actual código representan al menos el 36 % del salario básico.

De aplicarse la nueva modalidad contractual por horas,un empleador, a sabiendas de lo que se va a ahorrar,no dudará en cambiar contratos de 1 o más salarios mínimos, a contratos por horas

Y por si todo lo anterior fuera poco, de aplicarse esta nueva modalidad contractual por horas, un empleador a sabiendas que se va a ahorrar la parte de las responsabilidades de la seguridad social y el 36 % de prestaciones, no dudará en cambiar contratos de trabajo de 1 o más salarios mínimos, por tener trabajadores con contratos por horas. Con ello puede tener sí, más trabajadores, pero pagando por el mismo volumen de trabajo, hasta un 36 % menos.

En conclusión un empleador ya no tendría un trabajador con un salario mínimo de $842.000 que le costaría con el pago de la seguridad social y las prestaciones $1.280.000, sino, supongamos, dos trabajadores por horas que le costaría $414.000 por cada uno y con el pago en los Beps de $ 63.150 para cada uno, un pago total por los dos de $ 968.300, ahorrándose en este 2(por horas) x 1(contrato de trabajo del código) la no despreciable suma cada vez que repita el ejercicio de $ 311.700.

Nuevamente los ganadores en este gobierno serían los empleadores precarizando aún más los ingresos de los trabajadores.”

Fabio Arias

Folleto del Plan Nacional de Desarrollo 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *